Ayer terminé “No soy ese tipo de chica” y fue bacán

He gastado la mayoría de mis vacaciones en leer libros con dudosos fines pedagógicos. Desde Paul Auster a Oscar Wilde, de Oscar Wilde a Lena Dunham, de Dunham a ‘No te ama’ de Camila Gutiérrez. La verdad es que a estos dos últimos llegué por cuestiones de azar: “No soy ese tipo de Chica” me sonaba a un típico libro de autoayuda para adolescentes post primer quiebre amoroso y “No te ama” también. No sé bajó que efectos de crisis juvenil decidí arrendarlos en la biblioteca.

Igual mis apuestas para ambos títulos no estuvieron tan alejadas de la realidad, salvo por el de la autora de “Girls” (que, por supuesto, es una gran serie). Quise hacer hincapié en “No soy ese tipo de chica” porque me resulta muy necesario. Me pregunto por qué aún no es lectura obligatoria en el colegio y  cómo es que no forma parte de las clases de educación sexual.  Se trata de una narración autobiográfica que perfectamente podría coincidir con la tuya. Un repaso por las tres etapas más críticas de nuestra historia de vida: La infancia, la adolescencia y -lo más cuático- los veinte. Y obvio que la etapa más caótica son los veinte: entender que estás suficientemente grande para cometer ciertos actos y al mismo tiempo asumir responsabilidades que evadiste durante casi toda tu vida. Un proceso de aceptación, crisis y llanto obligado. Supongo que esos fueron los motivos que llevaron a Lena Dunham a escribir este libro, un manual de supervivencia aplicable para cualquier persona en el mundo (preferentemente que tenga útero). Yo creo que todos deberíamos hacer el ejercicio de traspasar nuestros peores momentos al papel. No importa el formato, ya sea libro, carta, blog, audios de Whatsapp, enserio, todo sirve. Propongo hacer una guía interactiva de cómo sobrepasar aquellas etapas de tu vida en donde te cuestionas si es realmente necesario continuar existiendo. Una red de ayuda mundial entre veinteañeras en crisis y adolescentes que desean anteponerse a la adversidad.

Pero eso no es todo lo maravilloso de este libro. Antes de continuar llenándolo de elogios quiero aclarar que no suelo recurrir a este tipo de lecturas durante mis vacaciones y, es más, por lo general aborrezco los títulos con tintes millennials y me mantengo fiel a los clásicos universales y al surrealismo de Cortázar. Así que no es una oda forzada, sino un diploma de honor que entrego con la mayor sinceridad posible.

Y ahora, al grano: El libro cuenta con subdivisiones que logran hacer de la recepción de la información un proceso más ligero, algo que una persona TOC como yo agradece de corazón. Finalmente la distribución se asemeja un poco a la de un libro de autoayuda o de crecimiento personal (su denominación varía dependiendo de la librería). Pero su contenido es el que finalmente termina convenciéndote de que no, no es una autobiografía de un sujeto que pasó de vender completos a ser el dueño de una marca de celulares ni mucho menos una historia de superación y éxito. Al contrario, es una cadena anécdotica que obedece a un lenguaje universal. La primera vez que oíste la palabra “Clítoris” y te enteraste que formaba parte de tu cuerpo, tu primer beso o los hechos desafortunados que viviste en tu primer trabajo. Una compilación de sucesos recurrentes en la historia de un ser humano pero contados en primera persona. Además -en realidad supongo- se trata de hechos verídicos, que tal vez contengan algún tipo de exageración o qué se yo. Va a parecer un tanto psico pero me encargué de buscar a la hermana de Lena, Grace Dunham, en Instagram y efectivamente era tal y como se detallaba en el libro (¿coincidencia? no lo creo) y así es como revisando sus perfiles encontré diferentes pistas que me confirmaban que aquello que leí  es en teoría cierto.

Conclusión: ¿Por qué lo recomiendo?

  1.  Tiene ilustraciones bonitas
  2. No tiene palabras complejas ni un lenguaje difícil de comprender. Puede resumirse como una conversación con tu mejor amiga.
  3. Es chistoso. Imagina que es un compilado de hechos que te da vergüenza contar pero cada vez que te acuerdas terminas riéndote en silencio.
  4. Tienes el libro y  además una serie en HBO (Girls) con seis temporadas esperando por ti.
  5. Está a la altura millennial y siglo XXI, inclúyete.
  6. Supongo que después de leerlo dan ganas de tener un proceso creativo lo suficientemente prolongado como para hacer un repaso de tu vida en un blog que nadie leerá.
  7. Es Lena Dunham, la mejor amiga de todas.
  8. Es bacán leer sobre la vida neoyorkina que una chilena promedio jamás tendrá. ¿Da envidia? un poco.
  9.  Alguna lección de vida se puede sacar de esta lectura, de eso estoy un 65% segura.
  10. Supongo que está en internecs y si no, puedes arrendarlo en la Biblioteca Nacional (¡Yas!).

 

 

foto extraída de internet.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s